We are everywhere

Parece ser que nuestro colectivo está formado por un grupo de compradores compulsivos, gastamos mucho y viajamos una barbaridad. Es decir, somos ‘shopaholicos’ en potencia y las grandes marcas que no son tontas se han fijado, para algo se gastan una pasta en estudios de mercado.

Al principio solo se veían anuncios un tanto ambiguos en las marcas de condones como Durex o ropa de alta costura y alto precio, como Armani, Gucci o Dolce & Gabbana por ejemplo. Pero ahora se han unido al clan marcas de helados, coches, relojes y joyas, cosméticos, calzado y hasta empresas de aerolíneas.

D&G

Dolce & Gabbana por ejemplo es una de las marcas que más anuncios con tintes gay realiza. Muchos de ellos han exaltado a los públicos más críticos, pero luego llegó el gran Tom Ford con anuncios bastante, pero bastante más explícitos y los críticos optaron por ir a tomarse un helado del HäagenDazs para ser algo más productivos.

D&G siempre nos muestra escenas de orgías homoeróticas

Armani

Con Armani llegó el escándalo en estados unidos por ésta campaña de Armani Exchange para San Valentín a principios de este año. Asociaciones de la Familia como OneMillionMoms mostraron su malestar con comunicado y todo:

“En los centros comerciales, donde los adolescentes suelen ir con sus amigos, hay tiendas donde en las vitrinas muestran el veneno a nuestros hijos con pósters que no son más que pornografía ligera” – Asociación de la Familia OneMillionMoms

*Tuve tu ve...neno tuve tu amor y tambien tu fuego...*

Bianco Footwear

Esta marca de calzado nos daba consejos a través de sus anuncios de como ahorrar en zapatos. Te buscas a alguien de tu mismo sexo y ¡venga! ya tienes el doble de zapatos, así, como por arte de magia.

Un detalle sin importancia: No todos tenemos el mismo número de pie.

Sisley

Esta es una marca de productos cosméticos que se unieron a la marcha de proponer anuncios dirigidos al público gay.

Porque yo lo valgo

A little bit of everything

Y por último un popurrí de imágenes como por ejemplo el anuncio promocional del campeonato del mundo de rugby en Paris o la campaña de anuncios de helados Magnum protagonizada por la actriz Paz Vega que también fue criticada por Hazteoir porque según decían, las imágenes atacan “la dignidad femenina al presentar a dos mujeres en actitudes homosexuales para incrementar las ventas”. Menos mal que al parecer lo de criticar se les daba bien pero lo de fijarse en los detalles no. Y es que los miembros de ésta plataforma web no se dieron cuenta de que las dos mujeres eran la misma, porque sino dirían que también fomenta el onanismo.

Rugby en la ciudad del amor y Paz Vega con... Paz Vega

Y por último (ohhhh), la marca de ropa Rosh llevó a cabo una campaña notablemente lésbica mientras que un anuncio de condones austriaco destinado al público gay nos recuerda que éstos pueden ser tu ángel de la guarda.

La mejor forma de vender ropa y Madonna disfrazada de ángel

En definitiva, las empresas se gastan cada vez más dinero en llegar al público LGBT. A veces de manera justificada y otras veces no tanto. Supongo que ayudan en cierto modo a que haya más visibilidad pero esperemos que no lleguen a hacer anuncios innecesarios solo porque les es rentable este nuevo mercado.

shityourselflittleparrot

Esta entrada fue publicada en Curiosidades y etiquetada , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a We are everywhere

  1. Pingback: Publicidad como arma o como arte | Los Misterios de Little Parrot

  2. Pingback: The New Normal | Los Misterios de Little Parrot

Los comentarios están cerrados.