El Gaydar bajo el microscopio

A estas alturas ya todo el mundo sabe lo que es el Gaydar. Pero bueno, lo explico por si acaso alguien ha acabado en esta página mientras estaba buscando una antena para el coche. No sería la primera vez que alguien termina aquí por error.

El Gaydar es la supuesta habilidad que tiene alguna gente para adivinar la orientación sexual de otra persona. Para ello se suele usar la intuición o distintas señales que la persona analizada facilita en una u otra medida, queriendo o sin querer. Es decir, si una chica lleva una camiseta de Mónica Naranjo, una pulsera con el arcoíris y escucha el último disco de Tegan y Sarah, le estará facilitando mucho el trabajo a tu Gaydar.

'Se me ha roto el Gaydar'

‘Se me ha roto el Gaydar’

La existencia del Gaydar ha fascinado a muchos científicos que no han dudado en realizar estudios de lo más esperpénticos. En muchos de ellos se ha llegado a la conclusión de que los hombres homosexuales tienen más desarrollada esta habilidad que las lesbianas. De hecho, según una investigación realizada por el Monell Chemical Senses Center, se descubrió que muchos hombres homosexuales son capaces de detectar a otro homosexual por el olor. Flipa.

Por un lado se dice que si la orientación sexual es biológica, los rasgos que hacen que una persona homosexual lo parezca, también podrían serlo. Pero por otro lado, todo el rollo este del Gaydar y las señales que catalogan la orientación de una persona, no hace más que limitar la individualidad de los homosexuales. Quieras que no, se está usando el afeminamiento o el marimachismo como una regla de medir que valora el porcentaje de homosexualidad que tienes en tu cuerpo serrano a simple vista.

Zurdos y ambidiestros

Pero no solo se ha tenido en cuenta el comportamiento o la manera de sentarse o gesticular de una persona para ver si es muy moña o solo un poco. Según el psicólogo y sexólogo John Money, los hombres y mujeres homosexuales tienen alrededor de un 50% más de probabilidades de ser zurdo o ambidiestro que los hombres y mujeres heterosexuales.

Exijo que estas zurdas cumplan las normas.

¡Basta ya! Exijo que estas zurdas cumplan las normas.

El tamaño de los dedos

Según el estudio, los dedos índices de la mayoría de los hombres heterosexuales son más cortos que sus dedos anulares, y en el caso de las mujeres tienen la misma o mayor longitud. En el caso de gays y lesbianas, estos tienden a tener las proporciones al contrario. No me creo nada de nada. Y menos después de mirarme los dedos y ver que no cumplo los requisitos. Mis dedos no me representan.

La voz gay

Con un estudio, que incluyó grabaciones de la voz de hombres homosexuales y heterosexuales, se llegó a la conclusión de que el 75% de los hombres gays eran detectados como tal para la mayoría de los oyentes. Estos contestaron que notaban un ‘acento’ o un modo de hablar muy característico. A las mujeres se les dejó fuera del estudio porque no interesamos.

Coronillas antihorarias

Richard Lippa, un psicólogo de la Universidad Estatal de California, fotografió las coronillas de 50 hombres de pelo corto para llegar a la conclusión de que los hombres homosexuales son más propensos que los hombres heterosexuales a que en la coronilla se les forme una espiral en sentido contrario a las agujas del reloj. Las mujeres fueron excluidas porque sus pelos eran demasiado largos para realizar el estudio. Panda de vagos.

Whoooo are you… who, who, who, who

Si no estás contento con tener que ir a partir de ahora midiendo los dedos de la gente, fijándote en si es zurdo o diestro, observando su coronilla o analizando su voz, con lo próximo que te voy a contar, ríete tú de los de CSI.

Según otros estudios realizados con algo de secretismo (aún no sé por qué) y un bajo presupuesto, cuyo nombre del centro me ha sido imposible de encontrar, los hombres homosexuales y las mujeres heterosexuales, tienen una mayor densidad de las crestas papilares del pulgar y el meñique de la mano izquierda. Más rebuscado imposible. A mí lo que me llama la atención es cómo se les ocurre buscar esas cosas. ¿De dónde surge la idea primigenia? En el caso de las mujeres homosexuales y los hombres heterosexuales, sería justo al contrario; menor densidad en la huellas.

Estudios raros.

Estudios raros.

Según estos mismos estudios, también hay diferencias cognitivas basadas en el género, en el que los hombres gays y las mujeres heterosexuales estarían en un grupo, mientras que las mujeres gays y los hombres heterosexuales estarían en otro. Aquí entraría la capacidad espacial, navegación, fluidez verbal, etc.

Gilipolleces.

La conclusión se estos estudios es que a las lesbianas les gustan las ‘cosas de hombres’ y a los hombres homosexuales ‘las cosas de mujeres’. Que una cosa es que haya personas que cumplen estas condiciones, y otra que todo el mundo lo haga. Que una cosa es que te gusten las cosas que se le atribuyen al sexo opuesto, y otra que también lo lleves terrenos más íntimos.

No sé a vosotras pero a mí todo esto no me convence ni un poquito. Es más, lo veo como otra manera de catalogar y simplificar a la gente, en este caso usando datos científicos de dudosa credibilidad. Llamadme cuadriculada (¡cuadriculada!), pero un estudio en el que usan tanto las palabras ‘suelen’, ‘tienden’ y ‘probabilidades’, no me da muchas garantías. 

Esta entrada fue publicada en Curiosidades y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

10 respuestas a El Gaydar bajo el microscopio

  1. Nosu dijo:

    Oye, que la Jolie acata las normas al 50%😛
    Sólo había oído lo de los dedos. Lo de la coronilla lo estudié en COU cuando mirábamos qué genes son dominantes o recesivos, igual que mirábamos la cantidad de zurdos, rubios, la forma del lóbulo, morenos… vaya que en estos estudios los menos probable, lo recesivo, supone una mayor incidencia de desviación, interesante…
    PD: soy diestra y mis dedos tampoco me representan… aunque pueden se rmi carta de presentación, if you know what I mean xD

  2. olgabaselga dijo:

    En un congreso de sexología celebrado en Gijón en el 2000 hice la traducción simultánea de la conferencia de Simon LeVay, empeñado en encontrar un origen biológico de la homosexualidad. Los asistentes fueron muy educados, pero les costó disimular lo cabreados que estaban con él…
    Todos esos estudios no tienen por qué ser tendenciosos de por sí, pero como mínimo se les puede acusar de ser completamente inútiles, y muchos de ellos poco rigurosos.

  3. Anna dijo:

    Para haber estado siempre tan mal vistos menuda obsesión han tenido con nosotros. Que sepas que no eres las única que no se los cree por mucha encuesta y mucho estudio que hagan.

  4. Skuld dijo:

    Yo me he liado. Porque hasta donde yo sé, una cosa es la orientación sexual y otra el género, no? Y aquí, esos estudios lo están mezclando, o sea que si te gusta el fútbol, tradicionalmente asociado a los hombres, eres lesbiana. Pues me voy a un estadio que fijo que pillo. Anda que!!!
    Un saludo.

  5. littleparrot dijo:

    Nosu,

    Nada, nada… respecto a Angelina no es lo mismo la teoría que la práctica.

    Entonces los homosexuales tenemos genes recesivos ¿no? Nos extinguiremos como los pelirrojos.

  6. littleparrot dijo:

    olgabaselga,

    Creo que hemos demostrado más de una vez tener muchas tragaderas cuando alguien se empeña en decir bobadas de este estilo. Estos en concreto, me parecen estudios poco rigurosos y muy mal enfocados. Ya desde un principio, eso de coger 50 personas y de ahí pretender sacar una conclusión, es en sí erróneo.

  7. littleparrot dijo:

    Anna,

    O somos tendencia o somos conejillos de indias. Todavía no lo tengo muy claro.

  8. littleparrot dijo:

    Skuld,

    Normal que te líes. En realidad lo que pretenden demostrar es que si la homosexualidad tiene orígenes biológicos, la pluma de los homosexuales también lo podría ser. Con lo de asemejar a los homosexuales con uno u otro género, si que me dejan muy loca.

  9. Juli Gan dijo:

    Se ríen de mí porque mi gaydar viene defectuoso de fábrica. No sabría detectar una mujer lesbiana entre 10 aunque vistiera uniforme-cliché y me estuviera haciendo ojitos. Con esta gilipollez anterior quiero decir que eso del gaydar no me lo creo. Lo que captamos son actitudes. La actitud no es biológica sino social. Las conductas se aprenden, no se traen en los genes. Hay una amalgama imposible entre gustos e identidad sexual. ¡Coño, que no es lo mismo, señores estudiosos!

    No os apuréis, tres de cada cuatro estudios sobre grupos sociales están amañados para obtener resultados deseados, y el cuarto, directamente, es una trola como un castillo.

  10. littleparrot dijo:

    Juli Gan,

    No te preocupes, que el mío también está roto y sin garantía.

Los comentarios están cerrados.